domingo, 14 de septiembre de 2014

Epidemiologia de las ITSs en el siglo XIX, los chancros

Epidemiología de las ITSs en el siglo XIX, el chancroide


El diagnóstico es uno de los artes de la medicina más problemático y esquivo, en especial en una época donde una amalgama de enfermedades son clasificadas como la misma debido a la carencia de instrumentos y tecnología para la identificación del agente etiológico –dicho sea de paso, aun con los instrumentos actuales sigue siendo difícil identificar algunos virus.
 
Figura 01. Labios vaginales con chancroides, estas son lesiones ulcerosas que posiblemente ya habían sido reportadas por los antiguos griegos siglos atrás referidas simplemente como úlceras, en la imagen principal puede verse su contraparte en el pene.
En el siglo XIX tenemos el caso de Bassereau quien en 1852 publicó varias observaciones clínicas en las que reportaba a los chancros no sifílicos, es decir chancros simples que no se extendían al resto del cuerpo, por lo que debía tratarse de una entidad distinta del chancro sifílico.

Augusto Ducrey trabajando en el departamento Paul Gerson Unna (1850-1924) en Hamburgo aisló el agente etiológico de las lesiones cancroides en su pus en 1889. Actualmente el agente etiológico se conoce como Haemophilus ducreyi en honor de Ducrey y es una bacteria Gram negativa causante del chancro blando no sifílico.

No hay comentarios:

Publicar un comentario