miércoles, 16 de abril de 2014

Introducción al tejido nervioso

Introducción al tejido nervioso



A pesar de que todas las células exhiben propiedades eléctricas, las células nerviosas o neuronas se encuentran altamente especializadas en la generación y transmisión de impulsos quimio-eléctricos a través de larguísimas proyecciones de su citoplasma llamados axones.

Los axones también poseen funciones se secreción de sustancias químicas de naturaleza proteínica, pero que reciben el nombre de neurotransmisores. Los neurotransmisores permiten que la señal que termina en un axón pueda ser capturada por otras proyecciones de la neurona llamadas dendritas. El espacio entre axones y dendritas se denomina sinapsis.
Figura 01. La neurona "morado" proyectando sus axones "emisores" y dendritas "receptores". Del mismo modo puede verse que el axón es rodeado por un tipo especial de célula glial llamada células de Schwann que ayudan a la propagación del impulso eléctrico.

A parte de las neuronas existen otras células auxiliares que reciben en su conjunto el nombre de gliales. Las células gliales protegen a las neuronas, les otorgan un soporte al cual fijarse, las separan, las nutren y además segregan una sustancia que permite que los impulsos eléctricos trasmitan con mayor facilidad.

Ciertas enfermedades neurodegenerativas afectan a las células gliales y no a las neuronas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario