domingo, 26 de enero de 2014

Desarrollo histórico de la genética clásica, olvido y redescubrimiento

Desarrollo histórico de la genética clásica, olvido y redescubrimiento



El hecho de que su trabajo fuera incinerado por el sucesor en la abadía nos da ya una idea de lo que le sucedió a Mendel.

El impacto de una genética reduccionista e internalista no se dio por casi 34 años en los que si bien su trabajo estuvo al acceso de las comunidades científicas, este fue ignorado.

Posiblemente la genética reduccionista no podía explicar muchos otros casos de variabilidad en otras especies de plantas, animales y en el hombre; las cuales mostraban claros patrones de herencia continua, para los cuales la herencia mendeliana es inútil.

Es por esto que el trabajo de Mendel publicado en 1866 en un libro llamado “Experimentos en hibridación de plantas: Versuche über Pflanzen-Hybriden” escrito en alemán; no fue tenido en cuenta para los programas de investigación en genética más holista que buscaba encontrar explicaciones para la herencia continua.

El trabajo de Mendel solo comenzó a tomarse en serio 34 años después por sus tres redescubridores más notables: Carl Correns, Hugo de Vries y Eric von Tschermak.

Este redescubrimiento coindice con el cambio de siglo y una nueva actitud hacia la biología mucho más enfocada hacia las matemáticas duras.

Una vez redescubierto Mendel, la genética postmendeliana dio inicio con varios objetivos en mente.

1. Expandir las leyes reduccionistas de la genética clásica para explicar otros patrones de herencia; especialmente la herencia continua.

2. Encontrar la naturaleza física de los genes y alelos, hasta entonces meros artefactos de la imaginación matemática.

Temas que serán trabajados en artículos futuros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario