sábado, 7 de diciembre de 2013

Comisión pontificia para el control de la natalidad de Juan XXIII




Lo que reavivó el debate en la forma en que lo hemos recibido hasta nuestros días es sin duda un producto generado desde la tecnociencia, en este casi la píldora anticonceptiva oral desarrollada en la década de 1960.

En este punto empezaban a escucharse voces de debate al interior de la Iglesia Católica argumentaban por una reconsideración de las posiciones tradicionales. En 1963 el papa Juan XXIII estableció una comisión laica europea de seis integrantes para estudiar las cuestiones sore el control de la natalidad y la población (Shannon, 1970; McClory, 1995).

La comisión de Juan XXIII formada para estudiar problemas sociales así como métodos de control de la natalidad aceptables se reunieron por primera vez en 1963 y dos veces en 1964. A medida que el Concilio vaticano II estaba concluyendo, el nuevo Papa Pablo VI expandió la comisión a 58 miembros, incluyendo representantes de varios actores sociales como parejas casadas, abogadas, teólogos y obispos.

El último documento reportado por el concilio (Gaudium et spes) contenía una sección notable titulada “adoptando la nobleza del matrimonio” (1965, 47-52), la cual discutía el matrimonio desde el punto de vista personal.

El deber de la paternidad responsable se reafirmó, pero la determinación de las formas lícitas e ilícitas para el control de la natalidad fue reservada a la autoridad papal de Pablo VI.

Después del cierre del Concilio, una quinta reunión de la comisión fue llevada a cabo, nuevamente con un incremento en el número de integrantes para incluir a 60 obispos como un comité ejecutivo. La reunión fue llevada a cabo en la primavera de 1966 en la ciudad de Roma.


La comisión fue únicamente consultiva, pero se ha dicho que existió un consenso general y un reporte escrito en el que se le proponía al Papa Pablo VI que permitiera la licitud de algún método de control de la natalidad artificial, una minoría de miembros se opuso a esta postura y escribieron un reporte paralelo al Papa.

Shannon, W. H. (1970). "VII. The Papal Commission on Birth Control". The lively debate: response to Humanae vitae. New York: Sheed & Ward. pp. 76–104.

McClory, R. (1995). Turning point: the inside story of the Papal Birth Control Commission, and how Humanae Vitae changed the life of Patty Crowley and the future of the church. New York: Crossroad. Jump u

No hay comentarios:

Publicar un comentario